Entresueños

Guazuncho lanza a través del sello Fuego Amigo Discos su nueva placa Natsuki, un disco repleto de gracia y encanto.

Por Claudio Kobelt

Guazuncho es un alquimista, un hombre de ciencia y un mago a la vez, un artista capaz de transformar bytes en emoción, datos en música etérea y canciones en un mundo mejor. Si el anterior Cauces era la descripción sonora de un viaje de la ciudad al campo, en este disco ese viaje se profundiza, adentrándonos en cuevas, ríos y montañas. Un documental sensorial del éxodo continuo y profundo. Pleno de un aliento natural y místico, el espíritu del bosque habita omnipresente en cada canción, inundándolo todo cada vez que se acaricia el play.

Se sabe, Iñaki Zubieta, el hombre tras Guazuncho, no teme abrazar todas sus influencias y hacer con ellas canciones exquisitas de ritmos familiares aunque indescifrables e igualmente  encantadoras, plagadas de capa tras capa de sonido, múltiples elementos sin los cuales no sería lo mismo, de la misma manera que un árbol es un árbol pero también es hojas, tronco, ramas, nervio y raíz.

Manteniendo su corazón dream pop y sus toques folclóricos, ambient y delicadamente pop, Natsuki es un álbum hipnótico, de trance y misterio. “Rio Embrujado” y “Paso de Gigante” son gemas imperdibles, emotivas y hondas melodías de encanto atrapante, de beat subyugante para el baile interno. “El Tambor” es una canción viva, mutante, que cambia de piel y sentido en cada escucha. “Olas / En la playa” es un atardecer costero, un cielo naranja de gaviotas y soledad e “Historias”, una banda de sonido oscura para un film sobre nuestra propia oscuridad.

Ampliando la senda que el mismo comenzó, Zubieta crea una atmosfera única, de ensueño, de un hechizo inmanente en el sonido. Como buen alquimista, Guazuncho transmuta los elementos dotándolos de un hálito perpetuo y majestuoso, volviéndolos magia en el proceso. Eso que se escucha, el resultado de la alquimia, aun cuando no canta, es poesía. El sonido es poesía, poesía siendo vida, latiendo libre y pura para quien la quiere escuchar en ese bosque tropical.//z

Arecia_Diciembre

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.