Zoom In #1

Vamos a hacer zoom in en aquellas cosas que nos parecen interesantes para darle de comer al cerebrito. Es un acercamiento en primera persona a las películas, bandas y artistas que nos hacen pensar, disfrutar, flashear y que valen la pena recomendar. Hoy hace zoom in Estefanía Lestanquet.

 

 

 

 

 

 

 

-una película para reflexionar:

Restless (2011) Gus Van Sant

Amante de los golpes bajos, Gus Van Sant ataca de nuevo. Esta vez con una historia de amor donde la muerte será, en contra de su orden natural, el motor y la unión de una joven como inusual pareja. El recorrido del director por los paisajes, los diálogos y la interpretación de los protagonistas, logra hacer caer al espectador en un sentimiento fuera de lo común: la tristeza y la alegría en partes iguales y con una misma motivación.


 

-un disco para volver a escuchar:

Deep Cuts (2003) – The Knife

El segundo disco de los hermanos suecos Karin Dreijer Andersson y Olof Dreijer es una pieza infaltable para cualquier fiel a los beats electrizantes. La voz de esta mujer parece romperse en cada estrofa para revivir en la siguiente, y así dejarnos con esa sensación  extraña de amor por lo que no llegamos a comprender.  Los cortes profundos de este dúo dejan cicatrices que, a pesar de la herida, duelen de placer cómo diría el querido Gustavo.


-un artista para descubrir:

Stumbleine

Una voz femenina encerrada en un universo de sonidos naturales e hipnóticos a la vez, es sin duda la mejor combinación para el ocaso de una tarde de verano. Lo mejor y más importante: en google faltan datos duros de su formación pero en bandcamp sobran canciones, que es lo que realmente nos importa.

 


-un libro corto que te haga pensar:

Fragmento de un discurso amoroso– Roland Barthes.

Condición de producción, sine qua non, de cualquier ser que quiera escribir sobre el amor y sus constantes.  El sabio y siembre exacto Barthes encerrará en su laboratorio de interpretaciones al enamorado y todas las cuestiones por las que este transita. La posibilidad de escribir sobre el amor, desde la razón, se materializa en estas páginas y  nos deja pensando en el tiempo que perdimos jugando a Romeo y Julieta.


 

-extra:

Para ir en contra del malón atlántico, prefiero escapar en marzo. Enero: Corona más Twin Peaks, la serie  de suspenso salida de la cabeza de David Lynch, me parece la mejor opción.

Arecia_Diciembre

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.