Utopians + Cosmo

Con la excusa de repasar sus dos discos y material nuevo, los Utopians se presentaron en The Roxy Live con Cosmo como banda invitada.

Por Gabriel Feldman

Foto de Pablo Lakatos

De repente volvió el fresco. ¿Ya pasó el veranito de San Juan? Hace una semana no sabía de su existencia y ahora me aferro a él como si fuera la última esperanza. No sé que le pasará al clima; ¿será el calentamiento global? Quizás. Oh, Al Gore, no somos dignos. Nadie sabe. Uno sale confiado en remera y buzo y de pronto el cielo está gris, el viento te pega de frente y no hay dudas de que la campera y bufanda se convertirán en dos de tus mejores amigas. Para hacer más calido un día gris y casi tormentoso ¿qué mejor que un poco de rock en vivo? Eso siempre viene bien y los Utopians de eso conocen, y mucho.

Para empezar la noche en The Roxy Live tocaron los muchachos de Cosmo, el septeto encabezado por el ex Mataplantas, Pablo De Caro. Música primaveral para este invierno, diría yo: desde el folk y country hasta el power-pop más efusivo y alegre, y sin embargo me quedo corto. En un ambiente cálido en donde la gente se iba acomodando, la banda repasó gran parte de las canciones de su debut homónimo que salió este año. Entre ellas se escucharon “20.000 Besos”, “El amor es diversión”, “Tropical”, “Big Bang todo”, “Nena”. Con esto, verdaderamente es como lo definió De Caro alguna vez: “La banda que le canta al amor antes del fin del mundo”. Sonaron muy bien. En vivo todos los detalles que decoran sus canciones cobran más color. Además, hubo tiempo para que incluyeran en su repertorio una versión de los Utopians con “Allá voy” y finalizar bien arriba con “Sorpresa”. Se van a estar presentando la semana que viene en el Ultra Bar, San Martín 678.

El olor de los nachos que estaba comiendo la pareja de atrás ya estaba haciendo estragos en mi cerebro y en mí compungido estómago: “¡Basta de comer, ¿no ven que no comí?!”. Por suerte ya se escuchaban los acordes de la guitarra de Gooz (Gustavo Fiocchi) probando sonido, que hizo que la gente se agolpara frente al escenario y mi estomago pensara en la música y no en la comida; debo admitir que unas sabrosas papas pasaron por mi paladar también. No me pude resistir…

Pasadas las 22hrs. se abrió el telón una vez más y ahora los Utopians iban a hacer de las suyas: ¡Rock, rock, rock! El cuarteto con Bárbara Recanati a la cabeza arrancó sin tregua con “Say Hello”, “Come Baby (en Berlin)”, “Inhuman” y “Make you” ¿Querés rock? ¡Tomá! Cuatro al palo para que muevas todo el cuerpo. Rock furioso y sin vueltas. Unas cordiales gracias de Barbi para dar pie a  “Leaving You” y posteriormente se hizo presente la psicosis con “Norman Bates”. <<…El próximo tema creo que nunca lo tocamos…>> y escupieron “Go on”, corta, concisa y ¡furiosa!, otra de Freak (2010). Barbi se sacó la guitarra y tomó la pandereta para dar paso a “Tan buena”. En medio de una base demoledora la muchacha tiene carisma y contagia bailando al compás. Desde arriba del escenario todos hacen lo suyo: Barbi en voces y bailando estrambóticamente con o sin guitarra; Gooz en clave guitarhero quemando los trastes y sacándole chispas a su instrumento; Julio aportando la consistencia y firmeza con el bajo y Larry aporreando a más no poder la batería, en una mezcla perfecta entre sutileza y destrucción. ¡Rock!

Después de la furia vino la calma cuando Barbi quedó sola con su guitarra acústica para hacer “Pepe le pew” y una versión unplugged de “Something”, esta última sólo porque habían dicho que iban a tocar canciones de Inhumans (2008) y sólo habían hecho dos (“Inhuman” justamente y “Norman Bates”). Después de este momento muy “plaza Francia”, calmo y parsimonioso, de vuelta la violencia. “Allá voy” con Pablo De Caro como invitado en guitarra devolviendo gentilezas. “Me robó un tema y dije, bueno, está bien. Vení y tocalo” dijo la frontgirl antes de que De Caro tomará su posición (se parece a Wayne Coyne de los Flamming Lips ¿no?, un aire por lo menos). Siguieron con “Ruta” para retomar el camino “violento”.

<<De nuevo tenemos este problema, que soy un toque mitómana y dije que íbamos a presentar material nuevo. Eso también es mentira, entonces inventé un tema que se llama “Muertos vivos”>>, se sinceró. “Muertos vivos”, una nueva que hicieron hace cuatro días en donde Julio se luce cantando, sonó igual de contundente que cualquiera de sus canciones; como si ya fuera un habitué en su repertorio. Si así viene lo nuevo, ¡lo que nos espera entonces! El año que viene habrá novedades, así parece. Después “Manhattan hole” y, para cerrar la noche, el mix de “Salgan al sol” de Billy Bond y “Estallando desde el océano” de Sumo. Un cierre a pura fiesta con la banda bien distendida bailando y divirtiéndose. Todos bien arriba, la gente se prendió con palmas y agite y Barbi cantando e improvisando pasos, bailando la macarena incluso, terminó entre medio del público saltando junto a ellos. No hubo tiempo para más, poco a poco The Roxy se fue vaciando y había quienes seguían tarareando el clásico de Sumo al salir. El próximo martes 26 de julio estarán tocando junto a Nikita Nipone en el Auditorio Tita Merello de Radio Nacional, Maipú 555. La entrada es dos alimentos no perecederos.

[nggallery id=3]

[nggallery id=4]

Arecia_Octubre

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.