Spinettalandia

Añosluz editó Iniciado del alba. Seis ensayos y un epílogo sobre Luis Alberto Spinetta. Sandra Gasparini, su compiladora, nos cuenta su vínculo con el Flaco y cómo surgió la necesidad de analizar su obra.

Por Joel Vargas

El 8 de febrero de 2012 murió Luis Alberto Spinetta. Su partida marcó un antes y un después en el arte latinoamericano. Su leyenda se magnificó, su energía siguió fluctuando. Muchos de los amantes de su música materializaron su devoción por él en muchos proyectos. Uno de ellos es Iniciado del alba. Seis ensayos y un epilogo sobre Luis Alberto Spinetta -editado por Añosluz-, que analiza los intersticios, los vértices y las partículas de la obra de uno de los músicos más importantes de nuestro país. ArteZeta habló con Sandra Gasparini, Doctora en Letras de la Universidad de Buenos Aires y compiladora de Iniciado del alba, antes de la presentación en sociedad del volumen.

AZ: ¿Qué significa Luis Alberto Spinetta para vos? ¿Cuál es el primer recuerdo que tenés sobre él?

SG: Spinetta para mí es un músico terrible y un artista con un valor aurático poderoso que excede a su tiempo y se instala en la cultura argentina. El primer recuerdo que tengo de él  lo cuento en mi artículo en el libro: una prima corriéndome cuando yo tendría nueve años, al grito de “ju-go-de-lú-cu-ma” por un patio del conurbano. El Flaco (Almendra) también significó mis primeros temas mal tocados en la guitarra criolla por ese entonces, mezclados con piezas folklóricas.

AZ: ¿Cuál es tu canción preferida de él?

SG: Tengo más discos que canciones favoritas: Kamikaze (1982), Invisible (1974), Alma de diamante (1980), Téster de violencia (1988). Si tengo que elegir un tema, me juego por “Para ir”, es una buena síntesis de su poética.

AZ: ¿Por qué elegís esos discos? Son muy disimiles entre ellos…

SG: Justamente porque son etapas bien diferentes. Kamikaze es un momento muy intimista que recupera temas que el Flaco no había grabado pero había compuesto antes. Invisible porque es una de las etapas más power y creativas. Y Téster… porque tiene unas letras increíbles.

AZ: ¿Cómo surge la necesidad de hacer el libro?

SG: En el prólogo cuento que el 8 de febrero de 2012 nos surgió a algunos amigos y colegas de la Universidad de Buenos Aires y de la Universidad Nacional del Sur la necesidad de convertir en algo positivo el vacío que nos dejaba la muerte de Spinetta. Y de ese desafío nace la idea de trabajar con nuestra “educación spinettiana” tamizada por las lecturas académicas, amistades y vivencias compartidas.

AZ: ¿Cómo escogiste los textos que lo forman?

SG: La premisa consistió en incluir en los artículos algún fragmento de la historia personal de cada uno que ablandara el marco teórico o el análisis académico y mirar desde ahí, desde la subjetividad, escuchar desde otro lado y de modo diverso: desde el rock, el tango, desde la contemporaneidad o la herencia personal. Chauvié, Battilana y Edwards son poetas, de modo que sus lecturas tienen una especial sensibilidad respecto del trabajo con el lenguaje propio de la letrística del Flaco. La lectura de Seifert tiene como eje las lecturas más y menos evidentes de Spinetta: Artaud, Jung, Castaneda, Foucault. Ansolabehere trabaja con lo musical y la idea de que una de las marcas de lo spinettiano es el intento de hacer música popular sin renunciar a lo complejo. Mi artículo se centra en Guitarra negra (1978), el único poemario que publicó Spinetta y su relación con el resto de su poética y el surrealismo. Monteleone desarrolla en el epílogo la idea del visionario, del alba, la espera de la luz.

Print

AZ: Hablemos puntualmente de tu artículo. ¿Por qué te centraste en su libro, Guitarra Negra? ¿Cómo definís su poesía?

SG: El desafío con Guitarra negra  fue pensar la poética de Spinetta fuera de la canción, de la unidad música/letra. En el libro las palabras generan su propia música. Son casi poemas- objeto a la manera vanguardista. Su poesía es de una luminosa oscuridad.

AZ: Mañana presentan Iniciado del alba. ¿Cuáles son tus expectativas?

SG: Muchas. Va a ser un festejo. Este libro tuvo una primera edición digital el año pasado y después los editores de Añosluz se entusiasmaron con sacar esta hermosa edición en papel. Celebramos, por eso, con dos grandes figuras del periodismo de rock: Daniel Ripoll (quien fuera el director de la revista Pelo) y Pablo Schanton, gran conocedor de la obra de Spinetta, sobre la que ha hecho aportes inmensos en algunos artículos. Hay un video sorpresa preparado por los amigos del programa radial Intelectoilets (Editorial Muerde Muertos) con testimonios imperdibles y, como broche de oro, el talentosísimo y generoso Gabo Ferro que cantará a Spinetta para quienes quieran escucharlo. Más, no se puede pedir.//∆z

Presentación de Iniciado del alba
Viernes 27 de mayo, 19 hs.
Museo casa de Ricardo Rojas
Charcas 2837, CABA

Un comentario en “Spinettalandia

  1. hola soy del interior del pais como puedo conseguir este ensayo??

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *