Los mejores discos nacionales del 2012

Estos son los mejores discos nacionales del 2012 elegidos por el staff de AZ.

1-Lisandro Aristimuño – Mundo Anfibio

Con la fuerza de la autogestión, y a través de un minucioso trabajo creativo,  el quinto disco de estudio del artista rionegrino expone un exquisito juego sonoro y una fascinante exhibición conceptual,  donde se plasman situaciones en las que el ser humano debe mutar y adaptarse camaleónicamente a los tiempos modernos. En Mundo Anfibio, Lisandro despliega pinceladas de vida y las convierte en música, gracias a interpretaciones de atmósfera imaginaría y riqueza descriptiva. A la profundidad lírica de Aristimuño se le suma la grandeza artística y el inmenso talento de músicos como Ricardo Mollo, Hilda Lizarazu y Boom Boom Kid. Las voces suenan en todo su esplendor y ofrecen sonoridades impregnadas por sutiles experiencias oníricas que acompañan la excelente propuesta artística del disco. Mediante once canciones deslumbrantes, el encanto de cada melodía atraviesa los canales auditivos para instalarse en la memoria a partir de colores, paisajes y texturas, dando lugar a un álbum colosal, intenso y conmovedor.

2-El Mató a un Policía Motorizado – La Dinastía Scorpio

“Ey ¿quién te va a cuidar?” desangra la primera canción de La Dinastía Scorpio. Y ahí mismo está la respuesta: Ellos nos cuidaran, los nuevos creadores del rocanrol, con un disco que nos da abrigo, como el abrazo cálido y brillante de un amigo querido o de la piba que más te gusta. Es una explosión tímida de energía que se expande y conmueve. Una descarga sónica de amor y recompensa para aquellos que sobrevivimos el fin del mundo, y no sabemos qué hacer con eso. Yoni B”, “Nuevos Discos” y “La Cobra” son canciones motorizadas por excelencia. Con algunos matices más pop, con un refinamiento hi-fi en el sonido, y la pasta de éxito flotando en cada melodía. Son claras muestras de una banda que crece y evoluciona a cada instante, sin perder su esencia primaria, su corazón salvaje. “Más o menos bien” es LA CANCION, con mayúsculas, negrita y doble subrayado. Un himno, una narración de cada uno de nosotros y de todos a la vez, una emotiva predica de fe y amistad. Propongo un ejercicio: Pongamos este disco durante los últimos minutos del 2012, y que el nuevo año llegue sin darnos cuenta, de la mano de estas canciones, y todo va  estar mejor, o al menos, más o menos bien.

3-Los Reyes del Falsete – Días Nuestros

Un compendio de estilos orientados a la efectividad –rock urgente, coqueteos electropop, baladas radioheadianas, hasta cumbia de la buena– y “Los Niños”, tal vez el mejor tema del indie 2012, inocente cadencia de guitarra acústica y piano seguida de la elegante aparición de Lito Nebbia, la voz joven del ayer y de la experiencia del hoy transformándolo todo en una lluvia de solos. Arrancando con el guitarrero instrumental “Verano Pesadilla” y siguiendo con “Contale al Mundo”, temita para las chicas, van apareciendo arreglos interesantísimos de sintes, que de a poco van inundando el sonido mientras avanzamos hacia un intervalo electrónico (“Generación Espontánea”). Manejo de los climas cambiantes, guitarras al filo entre sacadas y solemnes y coros versátiles dan la pauta de una evolución respecto a sus anteriores trabajos, el signo de un presente que los va empujando a un salto hacia arriba, y quién sabe qué pueda ocurrir entonces.

4-Valentin y los Volcanes – Todos los Sábados del Mundo

Valentín y los Volcanes, libertarios y amantes de los anacronismos, viven en sábados eternos, ahí entre las grietas de lo agridulce. En Todos los Sábados del Mundo exploran, romántica y minuciosamente, las revoluciones del espíritu. Jo Goyeneche es un excelente letrista y compositor, su voz irradia chispas de lucidez a largo de los trece tracks del álbum. Es difícil elegir una canción, todas tienen algo de encanto adictivo. Son crónicas con mucho nervio y la muerte dando flechazos a los corazones, como un efecto colateral: la finitud del ser. “100.000 Reflejos”, “Los chicos de Orense”, “Pequeña Napoleón”, “Los días felices” y “La novia robada” quizás sean los mejores ejemplos de lo inevitable, de eso que algún día nos tocará a todos.

5-Viva Elástico – Agua, Sal y Fiebre

Agua, Sal y Fiebre es una colección de “modelos para armar, nunca para desarmar”. Es un álbum con muchos hits radiales donde la garganta poderosa de Ale Schuster, el juglar de Longchamps, hace destrozos. Viva Elástico es una banda con un espíritu viejo anclada en el futuro, amante de los bordes y de las pequeñas grietas donde se cruzan los géneros. “Yo te quiero más”,  una de las canciones que más se destaca, es la muestra perfecta de lo que Viva Elástico puede hacer: canciones urgentes, levemente desenfrenadas que te vuelven adicto, con letras que te hieren de distancia. En esta nueva década que estamos viviendo Ale Schuster es uno de los herederos de la sagrada canción pop argentina. Es la nueva bestia pop que golpea las puertas del mainstream con un par de melodías que lo llevan hasta el cielo.

6-Flopa/Minimal – La piedra en el aire

La piedra en el aire es, ante todo, honestidad. La honestidad no como un cliché o una etiqueta espantosa, sino como la única manera de hacer las cosas.  Por su puesto, contiene las nuevas canciones de Flopa Lestani y Ariel Minimal, dos terceras partes de ese trinomio que grabó uno de los discos más hermosos del rock nacional, homónimamente llamado Flopa-Manza-Minimal: melodías que pintan paisajes campestres – folk, entre nosotros – donde Flopa y Minimal cantan sus verdades. Honestidad. Porque, a la hora de poner manos a la obra, la consigna es no guardarse nada. “Caminando voy/ los que quieran me acompañan/ Igual no hay nada mejor para hacer hoy… dicen en “Todo lo que ya no sirve”. Porque, también, es la demostración de que las cosas se pueden hacer de otra manera si uno en verdad quiere hacerlas. El disco fue financiado por sus fans en una “vaquita” alentada desde Facebook. La idea prendió ylos “productores del corazón” confiaron en el proyecto, pusieron el dinero y además tuvieron el lujo de asistir a un concierto exclusivo donde recibieron el disco de la propia mano de los dos creadores antes de su salida a la venta. Sin saber que había afuera esperando,Flopa y Minimal hicieron lo que mejor saben hacer: guitarra en mano y voz en alto, poner el pecho y la piedra sigue ganando altura.

7-Utopians –Trastornados

Cuando eran apenas unos adolescentes de 15 años, estos chicos con sueños rockeros abandonaron la escuela para formar una banda. Varios años después y con miles de shows encima, Utopians celebra el sueño cumplido con Trastornados: “Tus consejos fueron útiles, hice todo lo contrario. Mi plan maestro funcionó”, canta Barbi Recanati en “Gris”. Con influencias que cubren un abanico amplio –de Foo Fighters y The Replacements hasta Mötorhead-, pero siempre a mitad de camino entre la explosión garagera y las melodías cancioneras, el gran tercer disco de la banda respira la libertad de aquel rock fundacional que entendió a esta música como una cultura rupturista con viejos mandatos conservadores: “Esas Cosas” es la síntesis perfecta y un ataque a coterráneos de su misma generación: aquellos que –al revés que Utopians- barrieron los sueños debajo de la alfombra y siguieron al rebaño.

8-El Perrodiablo – El Espíritu

Poco más de treinta minutos de power garagero, equilibrados por mantenerse siempre arriba sin aflojar un solo compás, a menos que sea para tomar impulso y volver a lanzarse al ataque. El Espíritu se oye como un como una suite destructora desde el primer minuto con “Algo sobre estar vivo”, alcanzando las cimas de la más pura animalidad en los últimos minutos, con “Cuando ya no sé qué hacer” y “El Monje Negro”, una echada en cara furiosa (“voy a dejar que te prendas fuego / Que vuelvas a mí como a un templo”). Hay eso a lo largo de todo el disco, esa bestialidad orquestada, ese quilombo motoquero y cervezal. Un disco que más vale verlo en vivo: Doma con el micrófono es el Iggy Pop del Conurbano, un show aparte que funciona más allá de la ironía. En resumen, un octavo puesto que va chamuscando todo a su alrededor con paso de predador herido y furioso.

9-Las Pelotas – Cerca de las Nubes

A lo largo de esta última década, Las Pelotas tuvo que acostumbrarse a moldear su temperamento a prueba de duros golpes, luego de las muertes de Alejandro Sokol (2009) y Gustavo Kupinski (2011). Pero refugiados en la belleza natural de Traslasierra lograron redondear un disco perfecto, que respira felicidad en medio de tanta oscuridad y consolida definitivamente al trío compositor principal en la banda: Shachtel-Martínez-Daffunchio. Siguiendo la vieja lógica de los LP –una cara mid tempo y existencialista, otra más rockera y urgente-, el álbum incorpora nuevos matices al sonido pelotero clásico (el cuarteto de cuerdas en “Cuántas Cosas” retribuye cada centavo) y lanza un ataque a la sociedad consumista actual: entre tanta confusión materialista, es mejor un encuentro entre amigos o un atardecer en las montañas. A veces, alcanza con un gran disco de rock.

10-Illya Kuryaki and the Valderramas – Chances

Audaces, provocadores, carismáticos y dueños de un estilo único e inigualable, Dante Spinetta y Emmanuel Horvilleur han desarrollado a lo largo de los años una extraordinaria carrera musical con reconocimiento en toda América Latina.  Tras casi once años desde el lanzamiento de Kuryakistan(2001), la genial dupla regresa con más fuerza que nunca y presenta Chances, grabado en Ave Sexua y el estudio Unísono, propiedad de Gustavo Cerati. Un aspecto absolutamente destacable de este nuevo material es la asombrosa forma en que las canciones se conectan y presentan un gran abanico de estilos que, finalmente, a medida que se van sucediendo los temas, enmarcan un concepto musical global. El álbum despliega el resurgir de la banda y permite sentir la fantástica conexión que existe entre ambos músicos, reflejada en majestuosos momentos a nivel sonoro. El resultado son catorce canciones que permiten vibrar al ritmo de múltiples géneros, gracias a la grandiosa capacidad compositiva de la dupla argentina.

Arecia_Octubre

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.