“Busco que mi música genere sensaciones, emociones, sentimientos”

Charlamos con Märiana Paraway, cantautora mendocina, que irradia mucha luz con sus canciones. Este fin de semana se va a estar presentando en Capital y en La Plata pero antes descubrimos una parte de su esencia.

Por Claudio Kobelt

Fotos de Paula Iannuzzi para El Nido Fotografía

Cierto día la encontré, y no pude soltarla. La música de Mariana Päraway es tan bella como conmovedora. Canciones de amor, desamor, búsqueda y encuentros habitan sus dos discos editados a la fecha, comandados con destino firme por esa voz tierna pero desgarradora que inunda cada rincón.

Mariana es de Mendoza, y eso desanimaba mi idea de verla en vivo alguna vez, pero vaya alegría enterarme que este Sábado 30 de Marzo hace una parada en el Ciclo de Acústicos de También Dormimos, en el Club Besares. Y con esto como excusa, charlé con Mariana acerca de su carrera, su música y la verdadera finalidad de las canciones de amor.

ArteZeta: Leí en tu página que estuviste en dos bandas antes: Prismales y Glamour, esta última relacionada con el punk.  A los que solo escuchamos tus discos solistas, se nos hace difícil imaginarte en ese ámbito. ¿Cómo fue esa experiencia?

Mariana Päraway: Con Prismales hacíamos rock bastante 90’s, muy influenciados por Babasónicos, y con Glamour, lo punk estaba en la actitud más que en la música. De todas formas, en ambos tocaba con súper distorsiones. Puedo decir que aprendí muchas cosas, desde apretar el pedal y tocar a la vez (jajaja) hasta hacerme la canchera una vez que toqué y tenía un ventilador enfrente que me volaba el pelo. Hablando en serio, eso me preparó para lo que hago ahora desde la postura en la escena, cuando empecé a tocar en público con ellos era una estatua, tenía mucho miedo, me daba mucha vergüenza y ahora, gracias a eso, puedo estar más suelta y decir los chistes malísimos que digo sobre el escenario. Con ambas bandas tocamos muchísimo, grabamos, viajamos. Lo recuerdo con mucho placer ahora.

AZ: También contás ahí que un desengaño amoroso te hizo empezar a componer canciones de amor y desamor, y ahí vuelve a surgir la eterna duda. ¿Las canciones de amor son catarsis, desahogo, son un poco el dedo en la llaga, o ayudan?

MP: Creo que son todo eso que decís. De alguna manera puedo exteriorizar sentimientos o pensamientos que no me animo a decir en realidad, a veces afloran cosas que no sabía que estaban ahí. Durante un tiempo me rehusaba a cantar ciertas canciones porque ya no sentía lo que decía la letra o porque me volvían a llevar a algún lugar doloroso del pasado, pero ahora trato de que eso no me afecte, las reinvento, las reinventamos con los chicos que tocan conmigo. Quizás a veces no toco una canción solo porque me aburrí de cantarla tanto, pero no porque tenga demasiado peso emocional.

AZ: Cantás en inglés, en francés, en castellano ¿de dónde viene esa mezcla de idiomas y por qué esa elección?

MP: La mezcla viene del gusto por los sonidos, las sonoridades, las melodías que tienen los idiomas. Me gustaría poder hablar otros idiomas a veces. La elección está hecha porque esos son los idiomas que puedo decir que sé. Francés es el que menos puedo hablar, pero aprendí inglés mirando sitcoms estadounidenses como La Niñera o Friends y de pronto me encontré pensando en inglés por la calle, ¿viste cuando uno habla consigo mismo? Bueno, yo lo hacía en inglés. Por otro lado, siempre es más fácil escribir canciones en ese idioma, todo rima, pega y queda menos cursi. Hacer canciones en castellano es todo un desafío para mí.

AZ: ¿Qué diferencia ves hoy entre  El Tiempo, tu primer disco del 2011, y Los Peces, del 2012?

MP: La mayor diferencia fue la apertura: a otros sonidos, a otras personas, a otras visiones, a otros corazones, a otros instrumentos. Fue muy loco escuchar las maquetas por primera vez con los arreglos, lloré me acuerdo. También veo una diferencia musical (de estilo) y una diferencia desde lo profesional.

AZ: ¿Cómo surgen esos nombres para los discos?

MP: Los nombres aparecen después de pensar mucho. El Tiempo surge cuando me di cuenta de que las canciones, en el orden que fueron compuestas, contaban mi historia: amor enclenque, desamor, nueva esperanza y amor. Entonces decidí hacer el tracklist como si fuera mi línea de tiempo. Y para Los Peces pensé primero en la palabra Bi. Yo soy de piscis, soy bastante dual en muchos aspectos de mi vida, era el segundo disco, muchas cosas bi; pero pensé un poco más e hice hincapié en lo simbólico de mi signo zodiacal: dos peces mirando uno a cada lado, como yo.

AZ: ¿Ya estás trabajando en un nuevo álbum?

MP: Si, muchísimo. Estoy en la etapa de plena composición (tengo 8 temas terminados y 3 a medias) y de trabajo del concepto. El lunes 8 voy a grabar las maquetas de los temas que pueda para ir trabajando con arreglos. Ya tiene nombre además, pero es secretito.

AZ: Hablemos de influencias: ¿qué artistas que escuchabas y/o escuchás tuvieron incidencia en tu canción?

MP: Siempre he creído que todo te influencia. Supongo que la música que se escuchaba en mi casa cuando era chica está dentro mío tanto como la que escucho hoy. Desde esa perspectiva, te puedo nombrar a Los Parchís y a Joanna Newsom, pasando por Silvio Rodríguez, Pantera y que se yo. Ahora escucho mucho folk o indie, pero también cosas más “electrónicas” como Junior Boys o Hot Chip. Recientemente descubrí dos artistas que me hipnotizaron: Camille y Daugther.

AZ: Algo que me sorprendió de Los Peces, muy gratamente, es esa versión casi hipnótica de una canción de Damas Gratis. ¿Cómo llegas a ella y por qué esa canción?

MP: La versión sale naturalmente cuando me puse a sacarla en la guitarra y los arreglos de uno de mis productores, Daniel Vinderman, le dieron otro vuelo. Tengo un amigo que es director y creador de obras de teatro y me pidió que hiciera este tema en versión “Parawayan” para que forme parte de una de sus obras. Cheta Nena Vodoo se estrenó bastante después de que yo hiciera la versión, así es que comencé a tocarla en reuniones de amigos. Estos amigos la empezaron a pedir en los recis y a la gente le gustó mucho, por eso decidí incluirla en el disco.

AZ: El primer disco se siente completamente íntimo, como algo entre vos y tu guitarra, y en Los Peces hay una instrumentación más variada. ¿Cómo son tus shows en vivo?

MP: Todo depende: en general, cuando viajo, toco sola con mi guitarra y el charango, ya que es muy caro para los autogestionados como uno pagar tantos pasajes; y si me pagan lo suficiente como para que yo pueda pagarle a los chicos que tocan conmigo, somos 3 o 4: Carmen Nicotra en violín, percusión y coros, Iván Rivas en violoncello, Lucca Beguerie Petrich en percusión y yo en voz, guitarra, charango, arpa si la puedo trasladar y piano si hay.

AZ: Este sábado tocas en el acústico de También Dormimos en el Club Besares. ¿Es cierto que volves a Bs. As. en Junio, y después gira por Europa?

MP: ¡¡Sí!! ¡¡Lo digo fuerte porque estoy feliz!! Este año ha sido mi año favorito, he viajado mucho con mi música y pretendo seguir. Lo del sábado es parte de una mini gira por Santa Rosa (La Pampa), Bs As y La Plata, en mayo tengo tres fechas en Córdoba, en Junio vuelvo a Bs As y de ahí parto con un amigo de Mendoza (Un Tal Juan Pez) a girar por varias ciudades de Europa durante un mes.

AZ: ¿Qué pensás que recibe la gente de tus canciones?

MP: Mmmm. Creo que es bien variada la manera en que mi música llega a la gente. Siempre me dicen cosas diferentes: ya sea desde lo que significan las letras para los demás o a quién piensan que sueno parecido. Lo que más me impactó fue que después de uno de mis últimos recitales (8/3 en el Teatro Quintanilla de Mendoza) dos personas me dijeron que se emocionaron mucho y se pusieron a llorar. Eso para mí zarpado. Me quedé muy sorprendida y sentí algo muy raro, porque lo que busco en la música, tanto en la que escucho como en la que hago, es que genere sensaciones, emociones, sentimientos. Yo lloro seguido escuchando música y esta vez me tocó estar del otro lado.

Sábado 30/03 – 21 Hs.

Mariana Päraway + María Pien + Jeaninne Martin

Besares Club de Cultura: Besares 1840 –  Núñez – C.a.b.a.
Entrada $20.

Domingo 31/03  – 19 hs

Mariana Päraway + María Pien + Diego Martez

C Est LaVie: Calle 55 e/4 y 5 – La Plata

 

Arecia_Octubre

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.